En fecha del 24 de mayo 2022 se publicó una noticia respecto al servicio para apoyar al alumnado con necesidades especiales en el ámbito de la salud donde se comentaba el presupuesto asignado por dicha tarea.

El Gobierno ha autorizado al Departamento de Educación a contratar el servicio de monitorización para apoyar al alumnado con necesidades educativas especiales asociadas a la autonomía personal y a la regulación de la conducta que cursa la etapa educativa obligatoria y el segundo ciclo de educación infantil en los centros públicos de Cataluña, así como el servicio para atender el alumnado con necesidades especiales en el ámbito de la salud.

La figura de la monitorización apoya la educación inclusiva y es una valiosa ayuda en el aula para que los docentes puedan conseguir el éxito educativo de todo el alumnado del grupo-clase.

Las funciones de la monitorización son, pues, atender el alumnado que tiene necesidades educativas especiales graves que requieren de un apoyo específico en relación con los siguientes ámbitos: el cuidado y la higiene; la movilidad y los desplazamientos; la regulación de la conducta, y la salud y la seguridad. Esta atención se hace dentro del aula, en otros espacios del centro docente y en las salidas fuera de la escuela.

Desde ADC hemos preguntado al Departamento de Educación en que se traducirá exactamente esta partida presupuestaria y su respuesta fue que la previsión es que haya un incremento importante de monitores y monitoras de apoyo para el curso próximo en toda Cataluña; también de los que se puedan formar para acompañar al alumnado con diabetes y que la capacitación de los monitores y monitoras para atender el alumnado con necesidades de salud recae en el Departamento de Salud que la realiza mediante el CAP de referencia de los centros educativos.